Tarima flotante sobre parquet: pros y contras a considerar.

¡Bienvenidos al blog de reformas y mejoras para el hogar! En esta ocasión, queremos hablarles sobre una tendencia que se ha vuelto muy popular en los últimos años: la instalación de tarima flotante sobre parquet. Aunque esta opción puede parecer atractiva para aquellos que buscan renovar sus pisos, existen algunos pros y contras que deben ser considerados antes de tomar una decisión. En este artículo, hablaremos sobre los aspectos más importantes que debes tener en cuenta antes de decidirte por esta opción. ¡Acompáñanos a descubrir qué es lo mejor para tu hogar!

¿Es recomendable instalar tarima flotante sobre parquet?

La tarima flotante se puede colocar directamente sobre el parquet existente

¿Es recomendable instalar tarima flotante sobre parquet? Esta es una pregunta común que se hacen aquellas personas que están interesadas en renovar el suelo de sus hogares. En este caso, si ya dispones de un parquet en tu hogar y estás pensando en cambiarlo por tarima flotante, una de las principales dudas que te pueden surgir es si es necesario retirar el parquet antes de instalar la tarima flotante.

La respuesta es que sí, es posible colocar tarima flotante sobre parquet existente, siempre y cuando el parquet esté en buenas condiciones. Si el parquet está en mal estado, es necesario retirarlo antes de instalar la tarima flotante.

Al colocar la tarima flotante sobre el parquet, se logra una buena base para la nueva superficie del suelo, y además, se ahorra el coste y el trabajo de retirar el parquet existente. Sin embargo, es importante tener en cuenta que la altura del suelo se elevará, lo que puede cambiar la altura de las puertas y de los muebles. Por tanto, es recomendable medir la altura del suelo antes de instalar la tarima flotante.

Es importante asegurarse de medir la altura del suelo antes de instalar la tarima flotante para evitar sorpresas desagradables.

Se puede instalar sin necesidad de retirar el parquet anterior, lo que ahorra tiempo y dinero

La tarima flotante es una excelente opción para renovar el suelo de tu hogar. Si ya tienes un parquet antiguo o dañado, es posible instalar tarima flotante sobre él sin necesidad de retirarlo, lo que te ahorrará tiempo y dinero en la obra.

La instalación de tarima flotante sobre parquet es un proceso bastante sencillo. Se coloca una capa de aislante acústico sobre el parquet existente para evitar el ruido y los golpes, y luego se instala la tarima flotante de forma flotante (sin pegamento ni clavos) sobre el aislante. Esto permite que el nuevo suelo tenga una base sólida y uniforme sin necesidad de retirar el antiguo parquet.

Entre las ventajas de instalar tarima flotante sobre parquet, podemos destacar:

  • Ahorro de tiempo y dinero en la obra al no tener que retirar el antiguo parquet
  • Mayor aislamiento acústico y térmico gracias a la capa de aislante que se coloca entre ambos suelos
  • Renovación del aspecto del suelo sin necesidad de hacer grandes obras
  • Mayor durabilidad y resistencia al desgaste y los arañazos que el parquet original

No solo te permitirá ahorrar tiempo y dinero en la obra, sino que también disfrutarás de un nuevo suelo resistente, duradero y con un aspecto renovado.

La tarima flotante es más resistente que el parquet y puede durar más tiempo

¿Estás buscando renovar el suelo de tu hogar? Es posible que te hayas planteado la opción de instalar tarima flotante sobre el parquet existente. Si es así, debes saber que la tarima flotante es una excelente opción ya que es más resistente que el parquet y puede durar más tiempo.

La tarima flotante está compuesta por varias capas de materiales sintéticos, lo que la hace más resistente a la humedad y a los arañazos que el parquet, que está hecho de madera natural. Además, la tarima flotante es más fácil de limpiar y mantener que el parquet, lo que la convierte en una opción ideal para hogares con niños o mascotas.

Otra ventaja de la tarima flotante es su fácil instalación. Puede ser instalada directamente sobre el parquet existente sin necesidad de retirarlo, lo que ahorra tiempo y dinero. Además, la tarima flotante está disponible en una amplia variedad de diseños y colores, lo que te permite personalizar el suelo de tu hogar según tu estilo y preferencias.

  • La tarima flotante es más resistente que el parquet y puede durar más tiempo.
  • Es más resistente a la humedad y a los arañazos.
  • Es más fácil de limpiar y mantener.
  • Puede ser instalada directamente sobre el parquet existente, lo que ahorra tiempo y dinero.
  • Está disponible en una amplia variedad de diseños y colores.

Es más resistente que el parquet, más fácil de mantener y personalizable según tus preferencias. ¡No dudes en considerarla para tu próxima reforma!

La tarima flotante es más fácil de limpiar y mantener que el parquet

Si estás pensando en renovar el suelo de tu hogar, es posible que te preguntes cuál es la mejor opción entre la tarima flotante y el parquet. Además de la estética y el precio, es importante tener en cuenta la facilidad de limpieza y mantenimiento. En este sentido, la tarima flotante resulta una alternativa más práctica que el parquet.

  • Fácil de limpiar: La superficie de la tarima flotante es lisa y uniforme, lo que facilita la limpieza con una mopa o un aspirador. Además, al tratarse de un material sintético, no absorbe la suciedad ni la humedad como el parquet, lo que evita la aparición de manchas difíciles de quitar.
  • Resistente al desgaste: La tarima flotante es más resistente a los arañazos y al desgaste que el parquet, por lo que no requiere de un mantenimiento tan frecuente. Además, al no necesitar barnizado ni tratamiento especial, se ahorra tiempo y dinero en su cuidado.
  • Más duradera: La tarima flotante tiene una vida útil más larga que el parquet, ya que su capa superior es más gruesa y resistente. Además, al no estar pegada al suelo, se puede reemplazar fácilmente en caso de necesidad.

Además, su amplia variedad de diseños y acabados te permitirá encontrar la opción que mejor se adapte a tus gustos y necesidades.

La tarima flotante puede ser más económica que el parquet, dependiendo de la calidad y el tipo de madera

Si estás pensando en renovar el suelo de tu hogar, es posible que te hayas planteado la opción de instalar tarima flotante. Este tipo de suelo, fabricado a partir de láminas de madera prensada, tiene la ventaja de ser más económico que el parquet tradicional. Sin embargo, es importante tener en cuenta que la calidad y el tipo de madera que se elija pueden afectar al precio final.

En general, la tarima flotante es más económica que el parquet porque su proceso de fabricación es más sencillo y rápido, lo que se traduce en un menor coste. Además, al ser más fina que el parquet, requiere menos cantidad de madera para su producción.

Sin embargo, es importante tener en cuenta que no todas las tarimas flotantes son iguales. Existen diferentes tipos de madera y calidades, lo que puede afectar al precio final. A la hora de elegir una tarima flotante, es recomendable optar por una de una calidad media-alta, que garantice una buena resistencia y durabilidad.

Por otro lado, si se opta por parquet, es importante tener en cuenta que la elección de la madera puede afectar al precio final. Las maderas más exóticas, como el teka o el roble, son más caras que las maderas más comunes, como el pino o el abeto. Además, el proceso de instalación del parquet también es más costoso que el de la tarima flotante, ya que requiere de un mayor trabajo y tiempo.

En cualquier caso, es recomendable consultar con un profesional para que te asesore sobre la mejor opción para tu hogar y tus necesidades.

La tarima flotante puede ser menos resistente al agua que el parquet, lo que puede causar daños si se derrama líquido sobre ella

La tarima flotante y el parquet son dos opciones populares para revestir el suelo de una casa. Ambos tienen ventajas y desventajas, y es importante entenderlas antes de elegir una de ellas. Una de las desventajas de la tarima flotante es que puede ser menos resistente al agua que el parquet.

Si se derrama líquido sobre la tarima flotante, ésta puede hincharse y deformarse, lo que puede causar daños irreparables. En cambio, el parquet es más resistente al agua, lo que lo hace una mejor opción para lugares donde la humedad es alta, como cocinas o baños.

Es importante mencionar que existen tarimas flotantes con tratamientos especiales para hacerlas más resistentes al agua. Sin embargo, estas opciones suelen ser más costosas que las regulares.

Pero si se quiere disfrutar de las ventajas de la tarima flotante, se debe estar preparado para tomar medidas adicionales de protección contra el agua.

Artículos relacionados